Inicio » Actualidad »

Activa vigilancia epidemiológica en Holguín ante brote de cólera en Haití

El Control Sanitario Internacional es esencial en la prevención de la entrada de enfermedades por fronteras

Tras el reciente brote de cólera en Haití, luego de cerca de tres años sin reportarse casos en ese país, la Organización Panamericana de la Salud emitió una alerta internacional a los países de la región de las Américas, lo cual implica la organización de protocolos sanitarios de enfrentamiento a la enfermedad, en caso de ser necesario.

En el territorio de Holguín las autoridades sanitarias mantienen activo el sistema de vigilancia epidemiológica, en especial el control en fronteras con los múltiples viajeros procedentes de ese destino, de ahí el riesgo de la introducción de la contagiosa enfermedad.

De acuerdo con la Jefa del Departamento Provincial de Vigilancia en Salud, doctora Yanelis Calviño Vega, “las Enfermedades Diarreicas Agudas (EDA) presentan mayor incidencia en la época del año de intenso calor, cuando prevalecen las altas temperaturas. Si bien hasta el momento no se reportan casos de cólera en Holguín, se trata de una enfermedad re-emergente con la cual tuvimos historia años atrás que logramos eliminar con el concurso de todos. Desde entonces se ha mantenido un sistema de vigilancia activo, tanto en la provincia como en Cuba.

El Control Sanitario Internacional en Cuba es riguroso, incluso cualquier viajero que ingresa al país está en la obligatoriedad de declarar que no refiere síntomas de ninguna enfermedad y con posterioridad se le brinda seguimiento por las áreas de salud, mediante el médico y la enfermera de la familia. En caso de algún viajero presentar manifestaciones respiratorias o de otra índole debe acudir a los servicios de salud e informarlo.

Durante el año 2022 en territorio holguinero el comportamiento de las EDA se mantiene según el canal de expectativas, en zona de seguridad. No obstante, estamos pendientes de esta enfermedad y a su evolución”.

Existen medidas universales capaces de prevenir cualquier enfermedad diarreica, entre ellas el frecuente lavado de las manos, con énfasis antes de comidas, luego de realizar necesidades fisiológicas, limpiar a los bebés o de atender a personas encamadas. Estas son medidas preventivas, que junto a la garantía de la calidad del agua potable evitan el contagio de las EDA y en especial del cólera.

En cuanto a la necesaria calidad del agua para el consumo, la también especialista en Higiene y Epidemiología refiere que en todas las farmacias y bodegas se vende el hipoclorito de sodio, el cual no sólo se puede emplear para clorar el agua potable sino para el agua que se emplea en la desinfección de las verduras, huevos, de superficies y en sentido general, para mantener una correcta higiene en el hogar.

Enfermedades como el cólera, la viruela símica y las infecciones por COVID-19 implican para los países la necesidad de preparar sus recursos humanos y materiales para las emergencias de salud, con el propósito de trabajar rápidamente para controlarlas en el menor tiempo posible, lo cual se traduce en menor daño a la salud de las poblaciones.

Deja un comentario

Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

*

code

...
aylen

Últimos Comentarios

© 2008 - 2022 Infomed Holguín - Centro Provincial de Información de Ciencias Médicas